Cual es tu cuadro perfecto

Photo by Diego Suárez.

Desde niña,  siempre he contemplado las pinturas de los cuadros. El primer recuerdo que tengo de arte, está relacionado con un gran óleo que adorna mi sala hasta hoy: una MonaLisa con pan de oro en el borde, hecha por mi tío hace 45 años.

Admiraba secretamente a diferentes artistas con los que me identifiqué en varias etapas de mi vida. En mi adolescencia, tuve una obsesión desmedida con Degas. A los 20, las obras de Modigliani -y su ejército de mujeres sin mirada expresiva- desplazaron mi fijación por el impresionismo. A los 25, tuve mi momento de tribal, color y estilo con Basquiat, fluyendo una relación muy fuerte con él, ya que siempre al inspirarme, al diseñar, vestir o dibujar, pienso en él.

A lo largo de mi vida, he  invertido tiempo en tratar de hacer una pintura que destaque de mis demás intentos. Los curiosos siempre me decían: Nada mal para una aspirante a artista, se ve lúdico, ¿por que todo tiene puntos, líneas o espirales?. Durante mucho tiempo -ante tantos comentarios- deje de dibujar de esa manera y comencé a emular ilusiones ajenas hecha obras de arte para mejorarlas, según mi perspectiva.

He sonreído tantas veces, al ver una expresión maravillosa hecho arte en la mano de otro. Siempre miraba expectante el día que pudiera repetir esa hazaña, sea de un artista gráfico o pintor, pero todo era vano, no tenía éxito y no había creado una obra maestra y no cambie de pensamiento hasta que me topé con una frase muy inspiradora. Un día me encontré con un artista y curiosa pregunté: me puedes  decir ¿cuál es la fórmula para el cuadro perfecto?. En ese momento,  el artista susurró a mí oído lo siguiente:  “El cuadro perfecto para mí, es el que pinto día a día con mi vida. Cada logro supone un color diferente y cada emoción -sea triste o alegre-  es mi trazo”. Me lo dijo y se alejó silbando. Sonreí. Eso me dejo pensando emociónada al pintar a diario “el cuadro perfecto de mi vida”. Desde hace ya algún tiempo,  he retomado mi pasión por el dibujo gracias a un gran compañero al que admiro: Diego Suárez. Ya pintamos en alguna oportunidad un cuadro juntos y fue una de las mejores experiencias en mi vida porque me sentí por fin “Una Verdadera Artista”. 

 

Processed with VSCO with b5 preset

Taller y cuadros: Diego Suárez.

Short: Amazing Moda

Sneakers: Prüne

Body: vintage

Coat: Maquis

Sunglasses: Chloè / Doos

Agregue un comentario

*